Cuando pienso en La Dolce Vita lo primero que me viene a la mente es la imagen de Sylvia (Anita Ekberg) mojando sus miembros en la fuente de Trevi mientras Marcello (Mastroianni) la observa empapado en un deseo insobornable.

Dirigida por Federico Fellini, esta cinta no sólo popularizo el término paparazzi para referirse a los fotógrafos del escándalo sino que además puso en evidencia la podredumbre moral de la aristocracia italiana de mediados del siglo XX.

Lo que se nos presenta es la historia de Marcello Rubini, un periodista italiano cuya vida transcurre entre los excesos de la alta sociedad y las conquistas de ocasión. En un principio todo parece marcharle bien, pues aunque tiene una novia con tendencias suicidas y su paso del periodismo a la literatura no ha logrado concretarse, le queda el refugio de los placeres carnales y el glamour de la Via Veneto.

Marcello Mastroianni le da vida a un hombre que de pronto se folla a una rica heredera en la casa de una prostituta para luego intentar seducir a una actriz sueca que apenas habla italiano y que parece ser una niña en el cuerpo de una mujer.

Su crisis existencial se nos presenta poco a poco, entre los reclamos de una novia posesiva y el recuerdo de una infancia huérfana y dolorosa. Todo se encamina hacia su derrumbe definitivo, hacia una escena patética en la que el personaje renuncia a todo intento de salvación.

Gracias a este trabajo, Fellini logró consagrarse como uno de los directores más afamados del orbe. La Dolce Vita obtuvo la Palma de Oro, generó polémicas incluso en el Vaticano y nos regaló imágenes tan poderosas como las del Cristo volando sobre Italia o la ya mencionada Anita Ekberg refrescando sus encantos.

Todo un clásico. En verdad se las recomiendo.



FICHA TÉCNICA

Título original: La Dolce Vita

Director: Federico Fellini

País: Italia-Francia

Año: 1960

Reparto: Marcello Mastroianni, Anita Ekberg, Anouk Aimée, Lex Barrer

Duración: 167 minutos

2 Comments:

  1. tazy said...
    la fontana de trevi...
    snif


    quiero viajar!
    Amiguis/z said...
    ¡Ah, Marcello!

    El segundo Marcelo más guapo del mundo.

    (El primero, ps obvio: mi amor.

    El tercero, Marcelo el carnal.
    El cuarto, Marcel Marceau)

Post a Comment



Blogger Templates by Blog Forum